Problemas del habla y del lenguaje

¿A qué se le pueden atribuir los problemas del habla y el lenguaje en un niño?  ¿Hay alguna terapia especial?

 

Los problemas de habla en un niño se pueden atribuir a diversos motivos, que pueden ir desde los psicológicos, pasando por problemas de articulación, fluidez, hasta trastornos con la voz. Dependiendo del problema que tenga, el terapeuta puede variar, aunque previamente es aconsejable que lo consulte con su pediatra, ya que cada caso es diferente y requiere una evaluación completa, de ahí el pediatra podría derivarlo a un psicólogo clínico o a un logopeda.

En este articulo nos vamos a centrar en el trabajo del logopeda. La terapia del habla y del lenguaje es el tratamiento para la mayoría de los niños con discapacidades del habla y aprendizaje del lenguaje. Las primeras se refieren a dificultades con la producción de sonidos, mientras que las segundas son los problemas que tienen para entender o combinar las palabras para expresar ideas.

Por una parte los trastornos del habla se clasifican en:

–  Los trastornos de articulación: dificultad producir sonidos en las silabas y al emitir palabras de forma incorrecta de modo que otras personas no pueden entender lo que la persona está diciendo.

–  Trastornos con la fluidez del habla con problemas que incluyen tartamudez: una condición donde el habla se interrumpe debido a pausas anormales, repeticiones o sonidos prolongados y silabas.

–  Problemas vocales: incluye problemas con el tono, el volumen o la calidad de la voz. Distrae a los oyentes de lo que se está diciendo. Estos tipos de trastornos también pueden causar dolor al niño o hacerle sentir incómodo cuando está hablando.

Mientras que los trastornos que tienen que ver con el aprendizaje del lenguaje pueden ser receptivos o expresivos:

–  Los trastornos receptivos se refieren a las dificultades al entender o procesar el lenguaje.

–  Los trastornos expresivos incluyen dificultades para combinar palabras, vocabulario limitado o inhabilidad de usar el lenguaje en forma socialmente apropiada.

Una detección precoz es eficaz para mejorar significativamente el problema. Es importante que en cada vez que se vaya al pediatra, comente con él sobre el habla y el desarrollo del lenguaje de su hijo, así como sobre otros aspectos del proceso evolutivo del pequeño que le preocupen. Puede ser difícil saber si su hijo solo es inmaduro en su capacidad para comunicarse o tiene algún problema que requeriría atención de otro profesional.

 

 

 

 

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>